Julio 1962: Europa y América intercambian por vez primera un programa completo de televisión a través del satélite Telstar

Para escuchar nuestra radio digital en directo pincha aquí www.energiavintage.com

En España la captación fue perfecta (Periódico La Vanguardia 24-07-1962)

La entrada se produjo a través de la emisora barcelonesa de Miramar

La telecomunicación mundial hizo historia hoy, a las ocho de la tarde, al comenzar el primer programa de televisión en directo América- Europa, a través del satélite artificial «Telstar», lanzado hace unos días por Estados Unidos.

Este satélite, que gira en torno a la Tierra a una velocidad de 25.000 kilómetros, no sólo capta las señales transmitidas desde la Tierra, sino que las amplifica y retransmite a la misma. El primer programa de televisión transmitido desde Estados Unidos a Europa y captado perfectamente en una serie de capitales del viejo continente, entre ellas Madrid y Barcelona, se ha producido cuando el satélite «Telstar» daba su 133 vuelta a nuestro planeta.

Poco antes de las 8 de la tarde

Poco antes de las ocho de la tarde (hora española), Televisión Española conectó con Eurovisión, que a su vez estaba en conexión directa con las dos estaciones especiales que han sido montadas en Francia y en Inglaterra para este fin.

A las ocho en punto, una vista simultánea de la torre Eiffel, de París, y de la estatua de la Libertad, de Nueva York, inauguraba este primer programa que ha durado exactamente 23 minutos y que ha constituido un reportaje directo con escenas vivas que en esos momentos se estaban produciendo en América del Norte.

Las impresionantes autopistas de la ciudad de Nueva York, con el intenso tránsito de las primeras horas de la tarde, ofrecieron las primeras escenas de este reportaje, cuyo punto central ha sido la conferencia de Prensa celebrada en Washington por el presidente Kennedy, con la participación de centenares de periodistas norteamericanos y de numerosos países extranjeros.

Reportaje de la vida americana

Desde Washington, la televisión norteamericana ofreció a los telespectadores europeos escenas de otras ciudades del país, situadas algunas de ellas a millares de kilómetros de la capital federal y de Nueva York. En efecto, tales escenas han recogido instantáneas de Florida, Nuevo México, San Francisco, Seattle, escenario de la feria mundial, con actuación de diversos grupos folklóricos, entre los que no ha faltado uno andaluz; Quebec (Canadá), y un impresionante concierto a base de una coral formada por mormones, al pie de la fabulosas tallas de los grandes presidentes de los Estados Unidos, esculpidas en la roca viva de las montañas Rocosas.

Un locutor de la National Broadcasting Company acompañó con su voz este reportaje completo de la vida norteamericana, en el que tampoco ha faltado un partido de pelota base.

Como prueba final del magnífico resultado obtenido en el primer programa de televisión directa América-Europa, los telespectadores europeos han podido ver al final del mismo, cómo el locutor de la N.B.C., instalado en Nueva York, recibía por el procedimiento de telefacsímil las fotografías del presidente Kennedy en su conferencia de prensa y que habían sido transmitidas a Europa y devueltas, a su vez, desde el viejo continente a Nueva York: en total (ida y vuelta) unos 17 minutos. Tanto la visión como el sonido de este primer reportaje ha sido poco menos que perfecto, en todas las escenas, entre las que han figurado también varias de Cabo Cañaveral y otras de las Naciones Unidas, con la pequeña sala de meditación.

La recepción en España de este primer programa Europa-América ha sido perfecta, según las primeras informaciones que empiezan a recibirse en Madrid, procedentes de diversos lugares de la Península. Millones de españoles han seguido el programa al través de Televisión Española, que, de esta manera, se ha incorporado a la televisión mundial, vía satélite «Telstar». Se calcula que un total de doscientos millones de personas han presenciado el programa en Estados Unidos y en Europa. Con este motivo comienzan a recibirse en Televisión Española numerosas felicitaciones.

La emisión Europa-América

A las once de la noche comenzó el programa Europa-América, con una vista del Big-Ben de Londres. Se proyectaron, seguidamente, otras escenas de diversos países europeos. España no pudo participar en el programa debido a la dificultad planteada por la doble conversión del número de líneas de definición.

En Barcelona, la visión de ambos programas fue perfecta, tanto por lo que respecta al sonido como a la nitidez de la imagen.

Este fue el primer programa emitido a través del satélite Telstar desde Estados Unidos en julio de 1962, incluye conferencia de prensa del presidente John Fitzgerald Kennedy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 − cinco =